Efímero

Me gustan los atardeceres, porque son horizonte, perspectiva, eternidad… porque no sabes cuán profundos son, y lo cierto es que no tienen fondo ni final. Nunca habrá dos iguales sencillamente porque nunca se dan de la misma manera.

Simbolizan para mí -además del fin de un día y el comienzo de una nueva noche- el paso del tiempo. Quince minutos bastan para perder la claridad del Sol y encontrar la luminosidad de la Luna. Y si además descubres un rincón desde el que puedes ver esto en primera fila, casi tocando la línea de edificios donde se esconderá la luz, enhorabuena, eres un afortunado. Porque siempre habrá un atardecer más con el que deleitarnos, y siempre habrá una oportunidad de ir allí y evadirte de lo material durante el tiempo que dure la caída del Sol.

Anuncios

One thought on “Efímero

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s